Leche de Banana Coreana – Receta Saludable y Natural

Leche de Banana Coreana – Receta Saludable y Natural

La Leche de Banana Coreana también conocida como Leche de Plátano Coreana o Banana Milk, es una alternativa para preparar bebidas saludables y naturales además de deliciosas.

Aunque la versión original de Leche de Plátano Coreana se prepara con leche de vaca, si eres vegano o intolerante a la lactosa puedes prepararla con leche vegetal y quedará riquísima. Personalmente acostumbro a prepararla con leche de coco pues me encanta como quedan su sabor y su textura. En este Post te enseño como preparar la Leche de Plátano Coreana de ambas formas.

Breve Historia del origen de la Leche de Banana Coreana

El nombre “coreana” viene del hecho de que la Leche de Banana de Corea, se comenzó a desarrollar en Corea de Sur por los años 70. El gobierno de Corea del Sur intentó que la población consumiera leche con la finalidad de mejorar la salud de sus habitantes. Resultó que a los coreanos la leche no les gustaba, les era insípida. Por esta razón, algunas empresas lácteas coreanas idearon nuevas presentaciones buscando que a la población le gustara y es cuando nace la Leche de Banana Coreana.

Entonces, la empresa coreana Binggrae, tuvo la gran idea de mejorar el sabor de la leche agregando bananas y comenzó a producir la bebida que se volvió una de las más buscadas en corea. Las fabrican en versiones light, con fresa y otras más. Su sabor es tan delicioso que con el pasar de los años, ha sido exportada a varios países con un gran éxito. De hecho, puedes encontrar Leche de Plátano de Corea marca Binggrae en grandes portales de comercio electrónico como Amazon.

Gracias a la expansión de la cultura y de los productos surcoreanos a nivel mundial, la Leche de Banana Coreana, Leche de Plátano Coreana o Banana Milk, se ha vuelto famosa y no solamente es consumida en las típicas botellitas coreanas sino que es preparada en los hogares que prefieren la alimentación más natural.

Consejos para preparar la Leche de Banana Coreana en casa

  • Leche de Plátano, Leche de Banana o Leche de Guineo, todo depende del nombre que le den a esta fruta en la zona en donde vives.
  • Aunque solo se consiguen en el sudeste asiático, sería extraordinario hacer la Leche de Bananas Coreana con Bananas Azul de Java o Bananas Blue Java por su cremosidad y su delicado sabor a vainilla.
  • La Leche de Banana Coreana se hace con las Bananas o Plátanos que consumimos directamente como fruta, no con los que se utilizan para cocinar que en algunos lugares llaman plátano macho.
  • Puedes usar leche de vaca como base pero preferiblemente semi-descremada.
  • Si deseas una Leche de Bananas Coreana Vegana Libre de Lactosa, sustituye la leche de vaca por leche de coco. También, puedes utilizar leche de almendras.
  • Utiliza Bananas maduras. No necesitas que estén congeladas como cuando preparas un Helado de Bananas.
  • No necesitas agregar azúcar pues las bananas ya le darán el dulzor que necesita tu bebida.
  • Hay algunas versiones en las que se agregan dátiles para aportar sabor, dulzura, minerales y vitaminas. También podrías agregar uvas pasas o ciruelas en vez de dátiles.
  • Si requieres proteínas en tu alimentación, puedes agregar el polvo de proteínas de la marca de tu preferencia.
  • Además, puedes agregar algunas frutas adicionales como fresas, melón o una mezcla de ambos. Esas 3 versiones son utilizadas por la fábrica de leche coreana y son exportadas con gran éxito.
  • Agrega cubos de hielo y quedará súper refrescante.
  • Preparación: 10 minutos
  • Cocción: 0 minutos
  • Total: 5 minutos
  • Rinde: 1 vaso grande

Ingredientes necesarios para preparar Leche de Banana Coreana

Ingredientes Básicos

  • 1 vaso de leche de vaca o leche vegetal
  • 1 Banana madura sin piel y cortadas en trozos
  • 1/2 cucharadita de vainilla o canela para aumentar el sabor

Ingredientes Opcionales

  • 2 o 3 Dátiles (uvas pasas o ciruelas) y/o
  • 2 cucharadas de polvo de proteínas y/o
  • 2 o 3 fresas o algo de melón

Preparación

  • Si vas a utilizar dátiles, uvas pasas o ciruelas, primero hidrátalos durante unos 10 minutos.
  • Aparta una ruedita de banana para decorar al final.
  • Coloca todos los ingredientes en la licuadora excepto la ruedita de banana.
  • Mezcla muy bien hasta que la mezcla te quede bien homogénea y líquida. Su textura no es tan espesa y cremosa como la de un Helado de Bananas.
  • Adorna con la ruedita de banana.

Espero que disfrutes tu Banana Milk, Leche de Banana Coreana o Leche de Plátano Coreana (como la llamen en tu región) pues es deliciosa, rápida y fácil de preparar, económica y muy nutritiva.

Yo acostumbro a preparar Leche de Banana Coreana con leche de coco y unas cuantas fresas y queda divinísima.

 

¿Te animas a prepararla? ¿Cuéntame cómo la hiciste, con leche de vaca o con leche de coco?

Deja una respuesta